¿Qué tipo de uña postiza es la mejor?

¿Qué tipo de uña postiza es la mejor?
5 (100%) 1 vote

Si deseas que tus manos tengan un toque de belleza, las uñas postizas son una forma rápida de obtenerla.

¿Qué tipo de uña postiza es la mejor?

En la actualidad muchas mujeres sufren por tener uñas quebradizas o suelen tener el mal hábito de comerse las uñas. Con las uñas postizas podemos evitar esto de forma rápida y efectiva.
Tipos de uñas

Existen diversos tipos de uñas postizas, desde las de gel, acrílica o de porcelana, con la ayuda de tu estilista pueden elegir cuál es la más adecuada para tu cutícula.

Las uñas acrílicas son las más conocidas y las que llevan mayor tiempo en el mercado, como su nombre lo indica, están formadas principalmente de acrílico.

Estas uñas dan un aspecto muy natural ya que se adaptan perfectamente a la forma de la cutícula. Si las cuidas de la forma adecuada pueden llegar a durar más de seis meses y su único mantenimiento es aplicar un gel especial que permite prologan su duración.

De esta misma forma dado a su larga duración suele ser las más caras del mercado, además de esto el proceso de colocación suele ser complicado por lo cual es recomendable que te dirijas a una especialista.

Las uñas de gel, como su nombre lo indica, se realizan a través de un gel, tienen un acabado completamente natural, además permite que las cutículas y la uña natural se encuentre en un mejor estado.

Su aplicación es rápida dado que solo consiste en gla uña postiza a la natural a través de un gel, luego de esto deberá aplicar un brillo en gel que permitirá fijar completamente la uña con una lámpara especial.

Son más económicas pero se caen rápidamente.

Uñas en tendencia

Las uñas de porcelana son un sistema novedoso. Son una fusión las uñas de gel y las acrílicas, son más resistentes que las de gel pero no duran tanto como las acrílicas.

Están creadas a base de fibra de vidrio por lo cual su colocación es compleja y requiere la atención de un estilista. Sin embargo no poseen un aspecto tan natural como las dos anteriores y requieren de un mantenimiento a medida que la uña crece.

Debes tomar en cuenta cuál se puede adaptar mejor y la resistencia que necesites que estas tengas según tu trabajo diario.

Comparte este artículo!